Ayuntamiento y Generalitat se unen contra los depósitos de combustibles en el Puerto

Es la conclusión de la reunión mantenida entre la consellera Mireia Mollà, y el alcalde de Alicante, Luis Barcala
Un instante de la reunión mantenida en Alcaldía del Ayuntamiento de Alicante

Ayuntamiento de Alicante y Generalitat aunarán esfuerzos para impedir la instalación de nuevos depósitos de combustible en el Puerto. Esta es la conclusión de la reunión mantenida por la consellera de Transició Ecológica, Mireia Mollà, y el alcalde de Alicante, Luis Barcala, quienes han acordado la constitución de una comisión técnica mixta para revisar todo el procedimiento de solicitud de esta instalación en terrenos portuarios, que en palabras de la consellera "confronta los intereses de las alicantinas y alicantinos". En la cita también estuvieron presentes el concejal de Urbanismo, Adrián Santos; el edil de Medio Ambiente, Manuel Villar, y el direcror general de Educación Ambienta, Joan Piquer.

Barcala ha añadido que vamos a trabajar además para conseguir un cambio normativo que impida que la situación vuelva a producirse en un futuro, después de que en 1995 con el convenio con Campsa se consiguiera eliminar los antiguos depósitos pero sin que se produjese la modificación del Plan Especial del Puerto y de los usos portuarios, al igual que el Plan General de Ordenación Urbana para cerrar esta brecha de forma definitiva.
 
Luis Barcala ha explicado que esta comisión mixta será la encargada de revisar el procedimiento para cumplir con el objetivo ya manifestado por todos los grupos políticos en contra de que vuelvan a levantarse depósitos de combustible en el puerto. "Esa batalla la vamos a dar desde las administraciones competentes porque sencillamente no se contempla en nuestro modelo de ciudad y es importante que todos estemos coordinados para conseguir cumplir con los objetivos" ha manifestado el alcalde.
 
Mireia Mollà ha resaltado por su parte que "nos vamos a ocupar y preocupar en esta comisión técnica de que se cuente con todas las garantías a nuestro alcance para que este proyecto no confronte con los intereses de las alicantinas y alicantinos". "En 1995 ya se solución y también debe solucionarse ahora con diálogo y consenso" ha subrayado la consellera.
 
El alcalde ha resaltado igualmente que "con esta comisión abordaremos una hoja de ruta para darle una solución definitiva a este problema al que nos enfrentamos de nuevo los alicantinos". Mollà ha comentado finalmente que "hay muchos informes que hacer, cuestiones que definir, criterios y puntos de vista que abordar que nos corresponde resolver a las administraciones".