El Ayuntamiento coloca nuevas papeleras que incorporan un cenicero para recoger colillas

El nuevo modelo trata de evitar que los fumadores tiren las colillas porque son de los residuos más complicados de recoger cuando quedan atrapadas entre las rejillas y losetas
Nuevo modelo de papelera con cenicero incorporado

La Concejalía de Infraestructuras y Mantenimiento del Ayuntamiento de Alicante, que dirige Israel Cortés, ha iniciado la sustitución de las viejas papeleras azules por un nuevo modelo que incorpora en su parte superior un cenicero, donde apagar los cigarrillos y recoger las colillas y ceniza. Cortés ha destacado que “queremos conseguir que los fumadores dejen de tirar colillas al suelo por no saber donde apagarlas y contribuir a eliminar un residuo que es difícil de recoger al quedar atrapado en las juntas y huecos de las losetas de las aceras”.

“El nuevo modelo viene a sustituir a las antiguas papeleras azules y es de color gris, en consonancia con el resto del mobiliario urbano, con lo que se intenta transmitir una imagen de calidad en nuestras calles” ha comentado Israel Cortes. Cuenta con un cubo de mayor capacidad que el anterior y en su parte superior dispone de un cenicero metálico integrado donde se puede apagar cómodamente el cigarrillo y depositar tanto la ceniza como las colillas, que quedan almacenadas en un cajetín.

El área de Infraestructuras y Mantenimiento va a proceder a cambiar más de 200 papeleras en todas las calles de la ciudad, dentro del contrato de la UTE para renovación y modernización de instalaciones y servicios de limpieza.

El concejal de Infraestructuras y Mantenimiento ha señalado “además del objetivo de evitar que los fumadores tiren las colillas al suelo, también pretendemos reducir los incendios ocasionales que se producen tanto en papeleras como en contenedores por el depósito de colillas mal apagadas”.

Al mismo tiempo, Israel Cortés ha apelado a la concienciación ciudadana y ha hecho un llamamiento a toda la población y, particularmente, a los fumadores para que aprovechen este cenicero colocado en las nuevas papeleras para eliminar los restos de sus cigarrillos.

“Somos conscientes también de que son muchos los fumadores que salen desde sus lugares de trabajo o en establecimientos públicos a fumar a la calle, por lo que hemos dado las instrucciones precisas para detectar dichos espacios y que se tengan en cuenta estos factores a la hora de la sustitución de las papeleras” ha comentado el concejal.

“También cuando se puede estamos intentando evitar colocar las papeleras en las fachadas porque en ocasiones se acumula suciedad y puede ser molesto para comercios o porterías de viviendas, de ahí que se intente aprovechar otros elementos de la vía pública como farolas o semáforos y buscar situarlas en los espacios con mayor afluencia de público”, ha añadido Israel Cortés.

El Ayuntamiento ha empezado a colocar papeleras por calles en aquellos lugares donde las anteriores presentan peores condiciones o habían sido retiradas por su nivel de deterioro. El objetivo es proceder a la sustitución paulatina de todos los viejos dispositivos a medida que se deterioren.