El Ayuntamiento abre al tráfico la reurbanización de la avenida Isla de Corfú

El presupuesto invertido ha sido de 1.099.558 euros, proyectado a través de inversiones financieramente sostenibles
Así ha quedado la avenida Isla de Corfú tras su reurbanización

El Ayuntamiento de Alicante ha abierto al tráfico la reurbanización de la avenida Isla de Corfú con una nuevo ordenación de sus calles. El cocejal de Tráfico y Transportes, José Ramón González, destacó la importancia de estas obras realizadas con más de un millón de euros de inversiones financieramente sostenibles con las que se va a conseguir “un tráfico más fluido, especialmente en los horarios de entrada y salida de los centros educativos”.

Asimismo el Ayuntamiento ha explicado que con la nueva ordenación de tráfico en el PAU2, y a partir del Jueves 13 de diciembre, la calle Deportista Isabel Fernández pasa a ser de un único sentido de circulación, desde Ciudad de Matanzas hacia la vía Parque, continuado el resto sin cambios con doble sentido circulación.

La Vía Parque incorpora un tercer carril para posibilitar el giro izquierda en la intersección con la avenida de Isla Corfú, y desde el área de Tráfico han previsto la instalación de dos grupos semafóricos en la intersección de las calles Isabel Fernández e Isla de Corfú, que posibiliten la realización de todos los movimientos necesarios.

Con respecto a las calles Ciudad de Toyooka y Ciudad de Wenzhou , en los tramos entre Isla Corfú e Isabel Fernández, pasan a ser de un único sentido de circulación hacia la calle Isabel Fernández, para posibilitar las incorporaciones de los desplazamientos locales y de paso. La calle Ciudad de Matanzas, en el tramo entre Isla Corfú e Isabel Fernández, pasa a ser de un único sentido de circulación hacia la avenida de Isla de Corfú.

El Ayuntamiento de Alicante ha impulsado estas obras de reurbanización en los últimos meses, para según ha destacado el edil José Ramón González “conseguir prolongar la avenida de Isla de Corfú como eje de conexión entre los dos principales viarios que son la Gran Vía y la Vía Parque, dotándola de un carril bici, además de espacios abiertos arbolados y servicios de red eléctrica y saneamiento”.

El presupuesto invertido ha sido de 1.099.558 euros, proyectado a través de inversiones financieramente sostenibles . A través de esta acción se logra un tráfico más fluido, y se ha dotado a la urbanización de todos los servicios necesarios así como la renovación de los existentes, incluida la repavimentación al completo, que constituye el primer tramo de actuación que se está llevando a cabo en la zona.

Asimismo, y con el objetivo de renovar la funcionalidad de la zona y cumplir con los protocolos de accesibilidad y movilidad, se ha realizado la ampliación de aceras, abarcando la banda de aparcamiento para dotar de sobre anchos a las puertas de acceso de los centros escolares, ubicando junto a ellas estacionamientos adaptados para personas con movilidad reducida.

Las obras de reurbanización han conseguido evitar desniveles, reduciendo las alturas de los bordillos de forma considerable, desapareciendo en el caso del carril bici y buscando otros modos de hacer visible la diferencia entre espacios con vegetación, o nuevos colores o texturas.