El Ayuntamiento destina 300.000€ para reparar las calzadas en el Polígono de Rabasa

Las obras se llevarán a cabo en el plazo de un mes y se enmarcan dentro de un plan de renovación de las infraestructuras y revitalización de los Polígonos Industriales.
Foto reparacion calzadas

La junta de Gobierno ha aprobado la propuesta del proyecto de obras para ejecutar el refuerzo de firme de calzadas en el Polígono Industrial de Rabasa impulsado por la concejalía de Infraestructuras y Mantenimiento del Ayuntamiento de Alicante, dirigida por el edil José Ramón González, por un importe total de 350.000 euros. Las obras se llevarán a cabo en el plazo de un mes en las calles Fortuny, Xátiva, Bolulla y las calles transversales Alcalalí, Benidoleig, Isidoro, Sevilla, Rubens y Mariano Benllure, del Distrito 3 con una longitud de actuación de 1.935 metros.

Concretamente, José Ramón González explicó que con estas obras “se va a intervenir para realizar el refuerzo de firmes de las calzadas deterioradas, los trabajos de pavimentación, drenaje, y la señalización de la zona, con el objetivo de subsanar las deficiencias que existen en la actualidad en el polígono Industrial de Rabasa”.

De esta forma el Ayuntamiento da respuesta a las peticiones realizadas por las asociaciones de vecinos, para darles solución redactando desde la Unidad Técnica de Conservación de vías Públicas de la Concejalía de Infraestructuras y Mantenimiento el proyecto para llevar a cabo las obras y valorar las actuaciones necesarias con el fin de mejorar las calzadas del polígono.

“Estas inversiones se han impulsado por el Ayuntamiento en el marco de un plan de renovación de las infraestructuras y revitalización de los Polígonos Industriales, que se unen a los más de tres millones presupuestados en Las Atalayas, el Pla de la Vallonga y el Polígono Llano del Espartal”, aseveró José Ramón González.

Los polígonos Industriales con el paso de los años se van deteriorando sus calzadas que se ven afectadas por el uso de diferentes tipos de vehículos, principalmente de gran tamaño y tonelaje, la dispersión entre temperaturas máximas y mínimas de verano e invierno, el impacto de la precipitación habitual sobre el pavimento y los vertidos que se desprenden ocasionalmente que han provocado el normal envejecimiento del tramo del camino contemplado en este proyecto.

Por ello es necesario realizar un mantenimiento y obras de mejoras como las que se van a ejecutar en los próximos meses para reparar los daños existentes producidos como consecuencia del paso rodado de vehículos de gran tonelaje que habitualmente hacen uso de la vía pública de la zona de carácter industrial, y se van a renovar el deterioro producido en el agotamiento de la bases, sovacones, agrietamiento y rotura de firme asfáltico de rodadura.