Agenda 21

¿Qué es la Agenda 21?

La Comunidad Internacional, en la Conferencia Mundial sobre el Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible organizada por Naciones Unidas en Río de Janeiro en el año 1.992, incorporó determinados planteamientos genéricos que implicaban un claro compromiso con el Medio Ambiente. Así, se acordó que cada Estado, cada Región y cada Entidad Local del Planeta Tierra elaborarían su propia Estrategia de Desarrollo Sostenible, en el documento que se ha denominado Agenda 21. 

Con la misma filosofía, en el ámbito de la Unión Europea, en el año 1.993, el Quinto Programa de Acción impulsó la promoción y el uso del concepto de responsabilidad compartida y colaboración, además de la participación de un abanico más amplio de agentes en la gestión ambiental, como elementos básicos para la integración de estrategias de desarrollo sostenible en el ámbito local.

Así se ha puesto de manifiesto en el Tratado de la Unión Europea al considerar dicha integración como uno de los principios básicos de la Política Comunitaria de Medio Ambiente.

Igualmente, en su Artículo 6, el Tratado de Amsterdam ratifica la necesidad de integrar las consideraciones medioambientales en la definición y en la aplicación de las diferentes políticas sectoriales, en particular con el objetivo de promover un desarrollo sostenible. Los principios de la Agenda 21 aprobados en la Cumbre de Río tienen, más tarde, su concreción en el marco de la Conferencia Europea sobre Ciudades Sostenibles, celebrada en Aalborg (Dinamarca) entre el 24 y el 27 de Mayo de 1994. En esta reunión participaron 80 autoridades locales y 253 representantes de organizaciones internacionales y miembros de administraciones y entidades privadas, los cuales adoptaron la denominada Carta de las Ciudades Europeas hacia la Sostenibilidad -o Carta de Aalborg- en la cual se reconoce el papel histórico de las ciudades y pueblos en la configuración de nuestro modelo social y cultural, tanto más si se considera que el 80% de la población europea habita actualmente en áreas urbanas.

El compromiso de los firmantes de la Carta de Aalborg consiste en desarrollar procesos Agenda 21 Local siguiendo los principios que establece el propio documento. Como parte más destacable de estos procesos figura la elaboración de un Plan de Acción Local para la Sostenibilidad, que popularmente se conoce como Agenda 21 Local. Los planes de acción local son herramientas básicas para la implementación del Quinto Programa de Acción Ambiental, "Hacia la Sostenibilidad", de la Unión Europea. 

En la Conferencia de Aalborg, se establecieron las bases para fijar los principales requisitos de la sostenibilidad para las ciudades y pueblos europeos, entre los que se encuentran: 

  • Responsabilidad de las ciudades y pueblos europeos en el establecimiento de la sostenibilidad. 
  • Noción de los principios de la sostenibilidad 
  • Sostenibilidad como proceso local y creativo de visualización de los equilibrios desequilibrios sociales. 
  • Economía urbana hacia la sostenibilidad. 
  • Equidad social para la sostenibilidad urbana. 
  • Diseños sostenibles para la ordenación del territorio. 
  • Diseño de la movilidad sostenible. 
  • Responsabilidad en el cambio climático. 
  • Prevención de la degradación de los ecosistemas. 
  • Participación de los ciudadanos, como actores principales en la implantación de la comunidad. 
  • Instrumentos y herramientas para una gestión urbana hacia la sostenibilidad. 

La Agenda 21 Local debe recoger, por tanto, los objetivos generales de la Agenda 21 y traducirlos en planes y acciones concretos para una localidad específica. Los principios fundamentales que debe inspirar una Agenda 21 Local son:

  • Integración de los objetivos de Desarrollo Sostenible en la administración local, sus Políticas y actividades de gestión. 
  • Sensibilización y educación en temas medioambientales y desarrollo sostenible. 
  • Acceso público a la información medioambiental. 
  • Participación y consultas públicas. 
  • Colaboración con empresas, ONG's, ciudades hermanas, etc. 
  • Medición, seguimiento y presentación de informes sobre los avances hacia la sostenibilidad. 

En el año 1.996 se celebró en Lisboa la Segunda Conferencia de las Ciudades y Pueblos hacia la Sostenibilidad donde se congregaron más de 1.000 autoridades locales y regionales y se presentaron los procesos iniciados en 35 países europeos. Se firmó la llamada carta de Lisboa, documento de continuidad de la Carta de Aalborg, denominada "De la Carta a la Acción" basada en las experiencias locales. 

En ese mismo año, en Estambul, se celebra la Conferencia de las Naciones Unidas sobre asentamientos humanos "Hábitat II" donde se tratan los avances en la integración de políticas en ciudades y en la potenciación de la participación de los gobiernos locales en la vida internacional.

La Conferencia Euro-Mediterránea de las Ciudades Sostenibles celebrada en Sevilla en el año 1.999 reunió a los representantes, asociaciones y autoridades de ciudades de la Cuenca Mediterránea. El objetivo de esta conferencia fue el de implicar a las ciudades mediterráneas en el desarrollo sostenible y evaluar el grado de aplicación de la Carta de Aalborg y el Plan de Acción de Lisboa.

En febrero del año 2.000 se celebró en Hannover (Alemania) la tercera Conferencia de las Ciudades y Pueblos hacia la Sostenibilidad en la que se realizó un balance sobre la Campaña de Ciudades Sostenibles en los últimos años. La iniciativa de seguimiento "Hacia un perfil de sostenibilidad local. Indicadores comunes europeos" fue finalizada en diciembre de 1.999 y fue lanzada oficialmente y adoptada con carácter voluntario por las autoridades locales europeas en la Tercera Conferencia Europea sobre las Ciudades Sostenibles de Hannover. Estos indicadores reflejan las interacciones de los aspectos medioambientales, sociales y económicos y permiten recoger a escala local y en toda Europa información comparable sobre los progresos realizados en materia de sostenibilidad. Este último aspecto sólo puede llevarse a cabo si la iniciativa de seguimiento es adoptada por un número significativo de entidades locales.

En junio de 1.998 el Pleno del Ayuntamiento de Alicante ratificó la adhesión de la ciudad de Alicante a la Carta de Aalborg sobre las ciudades sostenibles y proceder a la realización de un Programa de Implantación de la Agenda 21.

Algunos de los aspectos en los cuales incide la Carta de Aalborg como imprescindibles en el camino de la sostenibilidad son: potenciar el capital natural (la atmósfera, el agua, los bosques, etc.), racionalizar los usos del suelo, modificar las pautas de movilidad urbana y controlar la contaminación de los ecosistemas. Por eso se insiste en otorgar poderes e instrumentos de autogestión en bien del principio de subsidiariedad. 

La sostenibilidad implica que el consumo de los recursos no supere la capacidad de la naturaleza para reemplazarlos o el desarrollo de alternativas. Aborda el mantenimiento de la biodiversidad, la salud humana y la calidad de vida en el futuro. Por otra parte, la sostenibilidad es un equilibrio dinámico que no puede alcanzarse o mantenerse estrictamente a escala local y no puede sustituir a la acción nacional o internacional.

Proceso de implantación de la Agenda 21 en Alicante

Para la implantación de la Agenda 21 se han adoptado una serie de medidas de carácter progresivo que responden al siguiente esquema: 

  • Realización de un Estudio Diagnostico Medioambiental de la ciudad, con el fin de disponer de datos precisos que permitan una adecuada planificación en función de los objetivos encontrados. 
  • Definición de los objetivos que son consecuencia de los resultados de la primera fase. 
  • Establecimiento de un plan de acción, compuesto de una serie de actuaciones diferenciadas en auditorías y acciones específicas, cuya valoración se encuentra directa y permanentemente relacionada con los indicadores que se van a plantear. Este plan de acción es consecuencia de las dos fases previas siendo su misión la consecución de los objetivos propuestos. 
  • Planteamiento de una serie de indicadores capaces de reflejar la realidad de la ciudad, así como la incidencia de las actuaciones en su sostenibilidad. Estos indicadores deberán tener por su propia definición, un carácter permanente que permita su doble función de cumplimiento y de seguimiento. 

Comisión

Dentro del consejo interdepartamental de medio ambiente se crea en enero de 2.002 una comisión permanente o Comisión 21 encargada de impulsar el desarrollo de la agenda 21 local en Alicante, en su primera reunión se incorporan representantes de las empresas que prestan servicios ligados al medio ambiente de la ciudad como son Aguas Municipalizadas de Alicante, Inusa y el Grupo SUBUS, además de personal técnico de las Concejalías del Ayuntamiento. 

El primer acuerdo de la comisión 21 consistió en establecer siete áreas de trabajo dentro de la AGENDA 21 de Alicante:

  1. Recursos Naturales y Riesgos
  2. Agua
  3. Residuos
  4. Movilidad y Transporte
  5. Población y Salud Ambiental
  6. Urbanismo
  7. Participación Ciudadana y Organización
Información complementaria